El Gobierno mantiene su posición sobre el Sáhara pese al gesto inamistoso de Argelia

El Gobierno español no va a dar marcha atrás a su decisión de cambiar su postura sobre el conflicto del Sáhara, alineándose con la oferta autonomista de Marruecos, pese a la decisión de Argelia de dejar en suspenso el tratado de amistad, cooperación y buena vecindad entre los dos países. El Ministerio de Asuntos Exteriores ha intentado templar gaitas con el país magrebí y su titular, José Manuel Albares, ha respondido con buenas palabras al gesto inamistoso de Argel. Tras reiterar su voluntad de tener “las mejores relaciones con Argelia, como con todos nuestros vecinos”, el jefe de la diplomacia española ha mantenido su adhesión a los principios contenidos en el tratado del que ahora reniega Argel, en especial el “respeto mutuo”, la “no injerencia en asuntos internos” y la “cooperación mutuamente beneficiosa” para ambos países. Pero no se ha movido un ápice de la nueva posición sobre el conflicto en la excolonia española.

Seguir leyendo

Sé el primero en comentar en «El Gobierno mantiene su posición sobre el Sáhara pese al gesto inamistoso de Argelia»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.