¿Es posible disentir de esta retórica belicista?

El combate de los ucranios en la guerra es una causa justa. Por tanto, no queda otra que implicarse en su ayuda y hacer lo posible por evitar que aquella pueda llegar a expandirse a otros lugares. El actual activismo de la OTAN constituye, pues, una decisión correcta. El canciller Scholz lo dijo muy claro el otro día: “Arriesgar la vida y la integridad física para acudir en ayuda de los demás. Esto es la OTAN”. Esta organización seguramente es también muchas cosas más —el brazo armado del Occidente geopolítico, por ejemplo—, pero en su actual desempeño persigue el fin adecuado. Empiezo con estas breves consideraciones para evitar, ya desde el comienzo, que se me malinterprete. Y si lo hago tan explícito es porque parece que nadie puede disentir al respecto. Toda la convicción y seguridad con la que afirmo mi posición ante la guerra deviene en dudas e incomodidad cuando observo algunas reacciones ante quienes se atreven a oponerse a este nuevo discurso único.

Seguir leyendo

Sé el primero en comentar en «¿Es posible disentir de esta retórica belicista?»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.